El Patio de Armas del Castillo acogió el tradicional Concurso de Disfraces de Carnaval. Fotos Alfonso García